right_side
In:

Ya no juega a poner sonrisa en sus caras

Se canso de preguntar al mundo ¿cómo estaba? queriendo hacer bien, si todos en un canto al unísono responden con desgano y vacio: bien. 

Es evidente, lo distinto, la sombra oscura que se cierne en sus vidas, por lo menos él lo puede ver más allá de lo que pueda o no hacer, más se hunden lentamente en silencio sin que nadie los pueda oír. Y aún él está ahí extendiendo por última vez su mano olvidando el llanto sumergido.

Ceso de construir obras para otros, imágenes, canciones que el velo implacable de un corazón ciego no permitió ver más allá de tiempos, errores muertos. Las intenciones no existieron, ni el amor ni los gestos durante edades acumuladas; todo murió en instantes, pero no para él ni su recuerdo

Sigue ahí, tendido en el piso mascullando su vida, llorando sus derrotas. Continua en la espera eterna planificada hasta que el moho cubra su mirada de magnifico perdedor. Ya no juega a poner sonrisa en sus caras.

In:

79 palabras antes decir te quiero.

Es ingrata la labor de quien escribe y ama, por lo general falla en plasmar el real contenido de lo que siente dentro. Se cortan las ideas, sobran muchas palabras, faltan miles; y es que un simple saludo para desear felicidad, se torna exagerado y torpe, y me hace tropezar y caer con mis propias palabras y cada una de ellas cae a los lados dejando entrelazado en mis pies el verdadero sentimiento fundador de las sonrisas un simple Te quiero.

In: ,

No sé donde estas



...Vaivén de presencias
Dime donde estas?
Siento el tacón de tus pasos
Pero miro…
Y ya te vas.

Dime pálpito incesante
Si puedo pestañear?
Y es que cierro los ojos
Un segundo…
Y ya no te alcanzo más.



Sigo mudo a la ausencia, ya no puedo escribir, y es un misterio donde estas, como las gotas de lluvias que nadie sabe donde van. Te caen en el rostro y en minutos ya no están. Ya es hora, y no se si volverás...

Music for this Moment